ellos dijeron

Christine Vollmer, presidenta de PROVIVE y quien lidera el programa Aprendiendo a Querer, estuvo presente en Pasión País Radio

Esta semana tuvimos la oportunidad de tener en entrevista en Pasión País Radio transmitido por Fedecámaras Radio a Christine Vollmer, presidenta de PROVIVE y quien lidera el programa Aprendiendo a Querer. Este es un programa completo para la educación del carácter y del desarrollo de la personalidad.

En Pasión País Radio nos empeñamos en buscar lo mejor de lo que somos y no cabe duda que PROVIVE y el programa Aprendiendo a Querer realizan importantes contribuciones al país que queremos. Christine Vollmer nos habló sobre el origen de estos espacios: “PROVIVE está en su 40 aniversario, yo soy de los fundadores. Era un grupo de profesionales que se alarmaron con las posibilidades que el gobierno de izquierda pasara una ley que liberara el aborto. Porque las personas inocentemente caerían en eso, entonces resolvimos ofrecer en módulos en varias partes del país atención a mujeres embarazadas, dábamos ayuda pediátrica, legal, adopción, medica; eso fue maravilloso. Pero fuimos dándonos cuenta que antes de arreglar los problemas es mejor prevenirlos. Ahí empezó los estudios que casi 15 años más tarde surgieron en Aprendiendo a querer”. 

Inés Muñoz Aguirre, Christine Vollmer y Mariam Krasner

Precisamente sobre este interesante programa, nuestra invitada nos señaló: “Nuestro programa es valores, entrenamiento de la inteligencia, es presentado como una novela porque esta novela trata de todas las cosas de su vida diaria. Entonces estos libros son trece, cada uno toma en cuenta la maduración física, mental y espiritual de los muchachos. En estos libros apuntamos la edad, los tres niveles de la persona humana. La espiritual, inteligencia y voluntad. El emocional los impulsos naturales, los sentimientos.  Y el corporal que es donde uno hace las cosas diarias. Entonces si los tres niveles están integrados los llamamos pedagogía de integración de la persona humana, porque a medida que el cuento va avanzando ellos van integrando lo que saben, lo que quieren y lo que hacen”.

Además, la directora de PROVIVE nos comentó cómo fueron los inicios y los motivos por lo que surgió el programa Aprendiendo a Querer: “Cuando vinieron los problemas sociales donde crecían los crímenes y la pobreza, vimos que era un problema no de mala gana sino de entenderse y entender a los demás, la dignidad de cada uno. La raíz de PROVIVE era conservar y hacer entender la dignidad de cada persona y sus derechos. Por razones familiares nos interesamos mucho en la neurología”.

Sobre este interés, Christine Vollmer señaló que gracias a ello nació el mencionado programa: “Cada ser humano entiende lo que es la valentía, lo admira y quisiera ser valiente, pero hay que aprender a serlo y eso se aprende a distintas épocas, los psicólogos lo llaman las ventanas de oportunidad. Estudiamos todos eso, cuando se aprende cada gran concepto, cuando el cerebro está a tiempo y maduro para aprender cada cosa. Hay que aprender esas reglas y en una civilización muy desarrollada eso se aprende a través de la familia y desde las cavernas las familias enseñaban esas cosas que eran las que permitían la cohesión del grupo”.

Christine Vollmer ratificó la importancia de la enseñanza delos valores en los colegios y destacó que esta es una de las misiones del programa Aprendiendo a Querer: “Se debe de enseñar en los colegios, pero no suficiente aprender matemáticas, lectura, historia hay que aprender también la socialización. Y más con la situación que tenemos en América Latina de las familias rotas por la urbanización que vinieron a la ciudad, es una cuestión histórica social que hemos tomado en consideración”.

Por último, la directora de PROVIVE, mencionó en cuántos lugares actualmente se encuentar el programa Aprendiendo a Querer: “En los colegios estamos en más de 600 escuelas, en 11 estados. Hemos hecho un gran énfasis en las escuelas más necesitadas, en donde hay más problemas. Hemos tenido un éxito enorme. Se aprende liderazgo en Aprendido a Querer. Muchas vidas transformadas. Hay que oír los testimonios de las muchachas y los muchachos”.